12 paradas imperdibles para niños en San Diego

Por Rubén Suárez

San Diego es uno de los destinos familiares más populares en Estados Unidos, y por una buena razón. Atracciones en abundancia para los niños, un clima templado durante todo el año y largos tramos de playas de arena lo hacen un lugar espectacular para los niños y padres por igual. Esto es lo que definitivamente debes ver en San Diego, así como dónde quedarse y comer cuando estás viajando con niños.

San Diego desborda de diversión familiar. Hay mucho para disfrutar – para todas las edades – en esta soleada ciudad del sur de California. Aquí hay una selección de las mejores 12 atracciones en San Diego para los niños.

  1. San Diego Zoo Safari Park

The Safari Park es tan impresionante como su hermano más conocido, el zoológico de San Diego. Abarca un área de 1,800 acres (7,184,342 m2), frente a los del 100 del zoológico (404,686 m2). El African Tram Safari es la atracción principal del parque; transporta a los visitantes a través de un paisaje muy abierto similar al de la sabana africana para descubrir criaturas como rinocerontes, jirafas y búfalos del Cabo. Puedes pagar una tarifa adicional para estar más cerca de los animales en un Safari Caravan. Compra una taza de néctar en Lorikeet Landing para estar a un pico de distancia de loros lorikeet brillantemente emplumados. En los días calurosos, lleva ropa para nadar, para que los niños puedan refrescarse en las fuentes con forma de animales en la Savannah Cool Zone.

  1. Zoológico de San Diego

Ningún viaje a esta ciudad está completo sin una visita al zoológico de San Diego, ampliamente considerado como uno de los mejores zoológicos del mundo. Cuatro mil animales que representan 800 especies, en 9 hábitats, viven aquí. En la lista: leones, tigres, osos, koalas, dragones de Komodo y pandas gigantes, o animales poco comunes como el binturong, por nombrar algunos. Los niños podrán disfrutar de la visita al Zoológico Infantil para escalar en el Fisher-Price Discovery Playground, viendo nutrias juguetonas nadar y bucear a través de una exposición de dos niveles, e interactuar con cabras y ovejas en el zoológico de mascotas. Puedes tomar el Skyfari Aerial Tram para un viaje estimulante sobre las frondosas copas de los árboles del zoológico para obtener una vista de pájaro de los animales.

  1. The New Children’s Museum

Con tantos museos en Balboa Park (¡17, para ser exactos!), es fácil perderse este lugar de diversión para los niños en el corazón del centro de Gaslamp Quarter. Algunas áreas del New Children’s Muesum son específicos para ciertas edades, como la danza del granero para los niños que empiezan a caminar y el Teen Studio para edades 11+, mientras que otros se dedican los niños de otros grupos de edad. Este museo fue diseñado para alentar a los niños a pensar, jugar y crear, utilizando exposiciones que se puede tocar y actividades artísticas.

Agrega el New Children’s Museum a tu lista de lugares por visitar, especialmente si tus niños tienen entre 2 y 8 años.  Entre las atracciones se encuentran un estudio de arte y un escalódromo.  ($10 por adultos y niños mayores de 1 año, gratis para los bebés)

4. Carlsbad Flower Fields

Cada primavera, tanto los habitantes de San Diego como los turistas, acuden a los campos de flores en Carlsbad para oler el ranúnculo y posar para increíbles oportunidades de fotos entre miles de flores. Camina con cuidado a través de un laberinto hecho de enredaderas de chícharos u observa los más de 50 acres de filas de flores del color del arco iris, mientras que subes a un vagón jalado por tractores. Los niños mayores pueden llenar sus pasaportes con sellos de las estaciones establecidas en todo el Flower Fields. En Santa’s Playground, los niños suben y se deslizan entre las casas de juego restauradas y setas gigantes que formaban parte de la popular zona de atracciones de la Aldea de Santa Claus (en Lake Arrowhead, de 1955 a 1998).

 

  1. Museo Marítimo de San Diego

A los niños les encantará jugar a que son piratas en alta mar, mientras suben a veleros únicos en el Museo Marítimo flotante. Barcos a vapor, veleros y submarinos conforman la flota de nueve barcos del museo. Las familias pueden pasar una noche a bordo de la Estrella de la India, la nave en activo más antigua del mundo, durante una Aventura Nocturna en el verano. Después del recorrido, camina por el malecón de San Diego para comer fish n’ chips en Anthony’s Fishette mientras ves a las gaviotas zambullirse para pescar su cena en la bahía.

  1. Birch Aquarium at Scripps

Este acuario en La Jolla ofrece una alternativa a SeaWorld San Diego para familias con un presupuesto ajustado o con tiempo limitado. El enfoque en el Acuario Birch está en la educación y la conservación de los océanos. Recomendamos esta atracción especialmente para las familias con bebés y niños pequeños que les encanta ver de cerca tanques llenos de medusas luna brillantes, hermosos – pero venenosos – peces león, sardinas plateadas, tiburones y otras criaturas marinas. Los niños pueden acariciar suavemente las ásperas estrellas de mar y viscosos pepinos de mar en la piscina exterior de la Plaza.

  1. San Diego Botanic Garden

El Jardín Botánico de San Diego, de 37 acres (149,733 m2),  es hogar de más de dos docenas de jardines temáticos situados a lo largo de cuatro millas de senderos. El Jardín infantil Seeds of Wonder está orientado hacia los peques (de jardín de niños y menores) con sus tinas de agua jabonosa y varitas para hacer burbujas, dinosaurios de plástico para desenterrar, una casa de juego de tamaño infantil, y las vías de un pequeño ferrocarril con trenes que traquetean a través del jardín. El Hamilton Children’s Garden está dirigido a niños más grandes que pueden jugar en un gigantesco juego de tic-tac-toe, pasear por un laberinto hecho de plumosas plantas, aprender a leer un reloj de sol, y subir la casa del árbol central del jardín. En los días calurosos de verano, los niños pueden jugar con barcos de juguete y refrescar sus piecitos en un arroyo miniatura.

 

  1. SeaWorld San Diego

Esta atracción principal de San Diego es parte acuario, parte espectáculo de animales, parte parque de atracciones, y un montón de diversión para todos. Vive la magia de “One Ocean”, el elaborado espectáculo de agua de Shamu o disfruta el show cómico de los leones marinos.

Los juegos del parque de diversiones incluyen atracciones para niños como, “Elmo’s Flying Fish” y “Abby’s Sea Star Spin.  Refuerza los lazos con tu familia en el lugar “donde se conectan mundos.”

Los más amados personajes de Plaza Sésamo tienen su propia zona – bien llamada Bahía de Juego – en SeaWorld San Diego. Los paseos incluyen Elmo’s Flying Fish y Abby’s Sea Star Spin. (Boletos de un día para SeaWorld y boletos de un día para Aquatica, el nuevo parque acuático de SeaWorld: $97 para niños de 10 años y mayores; $89 para niños de 3-9; menores de 3, gratis).

 

  1. Legoland California

Legoland California: Aunque muchos parques de atracciones ofrecen principalmente entretenimiento pasivo, las atracciones de Legoland California son decididamente interactivas. Los niños conducen mini coches por las calles de dos carriles salpicadas de señales de alto y semáforos en la Escuela de conducción Volvo, construyen vehículos Lego y compiten en carreras y pueden incluso programar robots Lego Mindstorms. El juego de la Academia de Policía y Bomberos hace que mamá y papá participen también:  las familias se meten en un camión de bomberos o en una patrulla, y lo impulsan subiendo y bajando palancas mientras compiten con otros equipos para apagar un “fuego” y atrapar ladrones. Puedes comprar un boleto “park hopper”para explorar el Sea Life Aquarium y el Legoland Water Park. El acuario cuenta con un túnel submarino de 35 pies y una pecera de 200,000 galones con tiburones, rayas y una gran variedad de peces tropicales. El parque acuático cuenta con fuentes y mini toboganes para los pequeños nadadores, además de toboganes más emocionantes para los visitantes más grandes.

Vale la pena hacer el viaje de 45 minutos en coche de San Diego a Carlsbad, California. Los fans de Lego amarán montar a caballo en la Royal Joust (Justa Real), mojarse en Pirate Shores, y obtener su licencia de conducir en la Escuela de conducción Volvo. Si deseas pasar la noche, el Legoland California Resort acaba de abrir esta primavera. ($80 para niños de 13 años y mayores, $70 para niños de 3 a 12, gratis para los niños más pequeños).

 

  1. Fleet Science Center

A los niños les encantará esta oportunidad de jugar a ser un científico. Este complejo científico lleno de actividades manuales y exposiciones encantará e inspirará a los curiosos.

Tendrás la oportunidad de examinar las imágenes del telescopio Hubble, construir estructuras de forma libre utilizando tablas de madera, explorar el mundo invisible de la biología celular a través de la lente de un microscopio, y mucho más.

Además, “Kid City” es una gran exposición para los más pequeños, que incluye todo desde grúas hasta cintas transportadoras.

 

  1. La Jolla Cove

La Jolla es conocida por sus tiendas de diseño y restaurantes de lujo, pero “The Cove” es también un lugar fabuloso para disfrutar al aire libre. Haz un picnic mientras escuchas música en un enorme campo verde con vista al océano en el Scripps Parkway durante el verano. Puedes caminar por los acantilados marinos y observar las focas holgazaneando en la playa de la piscina de los niños – una pequeña cava protegida por un malecón de hormigón.

12. Balboa Park

“Balboa Park es uno de los mejores lugares para comenzar su viaje”, dice Katie Dillon, fundadora de LaJollaMom.com. El zoológico es legendario, también hay que explorar algunos de los jardines del parque y sus 14 museos. Puedes comprar un boleto que incluye el ingreso por un día al zoológico de San Diego (donde los pandas y koalas son las estrellas) y boletos sencillos a los otros museos durante toda la semana. ($85 para niños de 12 y mayores, $49 para niños de 3 a 11, gratis para los niños más pequeños). Debes ver los dinosaurios animatrónicos en TheNAT San Diego Natural History Museum; las peculiares exposiciones interacticas en el Centro Reuben H. Fleet Science; el hangar de los niños (en el que puedan vestirse con un traje espacial) del San Diego Air & Space Museum; el estanque de nenúfares y las altas palmeras que salpican Palm Canyon Trail. “Cuando vamos allí, mis hijos, de 5 y 9, juegan a ser exploradores “, dice Jennifer Sabo Spencer, mamá local.”

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s